«Tu capacidad de aprender es tu principal activo y la mejor forma de aprender es de ‘los mejores’»   |   www.aprendiendodelosmejores.es        «El futuro no existe, es sólo un resultado, el resultado de lo que hacemos cada día»   |   www.tufuturoeshoy.com

domingo, 19 de octubre de 2008

Tomando distancia

Interesante reportaje en el suplemento semanal del diario ABC. La portada está dedicada al cardiólogo Valentín Fuster y al psiquiatra Luis Rojas Marcos con el título: «Fuster & Rojas Marcos: Toman el pulso a los ejecutivos de Wall Street».

A Luis Rojas Marcos le conocí hace un par de años y pude hablar un rato largo con él en una de sus visitas a España. Su libro «La fuerza del optimismo», es simplemente fantástico. De Valentín Fuster tengo pendiente leer «La ciencia de salud» en el que se señala: «Nunca es demasiado tarde para empezar a cuidarse y nunca demasiado pronto». Como se suele decir: «Mens sana in corpore sano». Si la máquina no la engrasamos es fácil que se colapse.

Ambos especialistas han unido fuerzas y acaban de escribir conjuntamente el libro «Cuerpo y mente». En páginas interiores del reportaje, ambos dicen: «Tenemos la consulta llena de ejecutivos de Wall Street con palpitaciones y dolor de pecho».

Merece la pena leer el reportaje entero porque hay muchas cuestiones para reflexionar:
http://xlsemanal.com/web/articulo.php?id=35697&id_edicion=3547

También recomiendo en el suplemento «D7» del diario ABC el reportaje: «Crash: El fin de los brujos del dinero». El artículo analiza la vida en la City y Wall Street de los empleados de investment banking y también recoge el caso del bilbaíno Alberto Izaga, un alto ejecutivo de Swiss Re, que el 3 de junio de 2007 «en estado de locura estampó contra el suelo a su hija de dos años (...). El exceso de trabajo y la presión laboral en la City estuvieron entre los detonantes».

Simplemente apunto algunas reflexiones:

– Muchos excesos proceden de una ambición desmedida. Como decía Demócrito, «las cosas más agradables de esta vida se convierten en las más desagradables cuando no reina la moderación». Vivimos en una sociedad donde el materialismo es brutal y no dejarse arrastrar por él es complicado (ver post «Sentirse un perdedor», 07/10/08). Hay que intentar no perder los pies del suelo.

– Las crisis tienen un componente sano: sirven para poner sentido común y cordura en la vida de muchas personas. Cuando pasen los años agradeceremos esta crisis, aunque ahora duela y mucho. Recomiendo volver a veer la película «El hijo de la novia», de Juan José Campanella. Las crisis ayudan a tomar distancia y ver las cosas con más claridad algo que el día a día dificulta mucho.

– Cuando uno se mueve en un determinado nivel es fácil perder el sentido de la realidad. Para que se hagan una idea, en el reportaje citado –«Crash: El fin de los brujos del dinero»– se dice: «Los recién graduados [de banca de inversión] cobraron en 2006 un fijo de entre 75.000 y 112.000 euros y un variable de 67.000 euros. Son salarios para recién licenciados porque un sueldo medio en Wall Street rondaba hasta ahora los 254.000 euros». Tengo buenos amigos que trabajan en el sector y conozco los sueldos, y ese diferencial tan elevado con el de la mayoría de los mortales hace que sea sencillo creerse que uno está por encima del bien y el mal.

– Hay ricos pobres y pobres ricos. Algunas jaulas son de oro. La esclavitud se puede manifestar de muchas maneras y el dinero sin control es un afrodisiaco al que no es fácil resistirse. El problema es que cuando la cuerda se tensa demasiado, antes o después, todo acaba saltando por los aires.

– «El exceso de trabajo impide la adecuada contemplación de la belleza y de la verdad» (Aristóteles). Una persona exhausta por el cansancio acaba siendo insoportable; termina amargada, y lo más triste, acaba amargando a los demás. Con gran acierto, el poeta húngaro Attila József (1905–1937) decía: «Los hombres que no saben divertirse me dan miedo».

– Para quienes quieran reflexionar un poco más: ver posts «Breves reflexiones para el curso 2008 (I) (31/12/2007)» y «Breves reflexiones para el curso 2008 (y II) (01/01/08)».

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada