lunes, 26 de enero de 2009

McDonald's nunca pierde

Hoy el diario «El Mundo» trae a su portada en la edición digital la siguiente noticia: «McDonald's ganó un 80% más en 2008 que el año anterior. Invertirá 2.100 millones en abrir 1.000 restaurantes en 2009 y generará 12.000 nuevos puestos de trabajo en Europa este año».

¿Cómo son posibles estos datos con la que está cayendo?

Mi conclusión es que si la economía va bien, la gente consume más y, por tanto, come más de hamburguesas; pero si hay crisis, la situación es incluso mejor para la compañía norteamericana porque la gente, ante las dificultades económicas, decide comer hamburguesas antes que otro tipo de comida más cara. En definitiva, que McDonald's nunca pierde.

Los datos de 2008 de la compañía norteamericana a nivel mundial son espectaculares:

– La media de clientes servidos cada día fue de 58 millones de personas.

– La facturación fue de 23.522 millones de dólares.

– Los beneficios se elevaron hasta los 4.313 millones de dólares (un 80% más que en 2007).

El origen de la compañía se remonta al año 1940 en San Bernardino (California), cuando los hermanos Dick y Mac McDonald crean la empresa, aunque el salto cualitativo se produjo en 1955 con la primera franquicia .

Con el paso de los años, McDonald's se ha convertido en uno de los restaurantes con mayor presencia en el mundo, así como en un símbolo de Estados Unidos, el capitalismo y la globalización. De hecho, el primer símbolo reconocible de un país que se incorpora a un sistema capitalista es la famosa «M» de «McDonald's». En la actualidad cuenta con más de 30.000 locales repartidos por más de 100 países. En España la primera tienda de McDonald's se abrió en 1981 en la calle Gran Vía de Madrid.

Esta omnipresencia de la compañía norteamericana por todo el mundo llevó al semanal británico «The Economist» a elaborar en 1986 el índice Big Mac, que consiste en comparar el precio de una hamburguesa tipo –la Big Mac, la más famosa de la cadena– en todos los países donde la venden y así poder saber si las distintas divisas están en su paridad “correcta”, o por el contrario, están sobrevaloradas (infravaloradas) con respecto al dólar estadounidense.

Se dice que el tipo de cambio entre dos monedas está en equilibrio cuando el precio de dos cestas de productos o servicios idénticos, es igual en los dos países. El índice Big Mac supone que una hamburguesa Big Mac de los establecimientos McDonald’s es una cesta de bienes representativos, ya que mantiene unas características similares (se elabora con los mismos ingredientes) a nivel internacional, y hace posible comparar los precios de los países de manera mundial. El precio que se toma como base es el de la hamburguesa de Estados Unidos que se calcula como promedio de cuatro ciudades americanas (Atlanta, Chicago, Nueva York y San Francisco).

La «Teoría de la Paridad del Poder Adquisitivo» (más conocida como PPA), sostiene que productos similares, situados en diferentes países, deben tener igual precio (ley de un sólo precio). Es decir, el tipo de cambio debe igualar los precios de una cesta de bienes y servicios idénticos en dos países. De tal modo, que si se cumpliese la teoría de la PPA, un dólar debería servir para comprar la misma cantidad de productos en todos los países del mundo (paridad correcta). Esto, sin embargo, no siempre es así ya que con una misma cantidad de dinero en algunos países se puede adquirir más (menos) volumen físico de bienes y servicios.

Teniendo en cuenta esto, la «PPA Big Mac» es una indicador simple y rápido que dice cuál debería ser el tipo de cambio de mercado para que una hamburguesa costase lo mismo en Estados Unidos que en el extranjero. Al comparar el tipo de cambio real con la «PPA Big Mac», se puede observar si una moneda está sobrevalorada (infravalorada) respecto al dólar. Los expertos consideran que la teoría de la PPA se cumple en el largo plazo, y, por tanto, es un indicador de la tendencia que seguirá el tipo de cambio en el futuro, de tal modo que el índice Big Mac nos permite intuir cuál va a ser la evolución de las divisas.