«Tu capacidad de aprender es tu principal activo y la mejor forma de aprender es de ‘los mejores’»   |   www.aprendiendodelosmejores.es        «El futuro no existe, es sólo un resultado, el resultado de lo que hacemos cada día»   |   www.tufuturoeshoy.com

viernes, 27 de febrero de 2009

Sencillez, cualidad de los más grandes

En primer lugar: gracias a todos. El post de ayer «La gestión de la envidia» generó gran interés y mucho debate. El tema, sin dudas, lo merece, ya que como apuntaba Pedro Ruiz, envidia se escribe con «E» igual que «España».

Mi amigo Manuel Medina (hermano de mi otro amigo Pedro Medina), me manda un post titulado «La ciencia es la única noticia». De todo lo que allí se dice me quedo con lo siguiente.

«Cuando Whistler era ya un pintor de renombre, un ricachón le encargó su retrato. Acordaron un precio –bastante alto, pues Whistler era un artista muy cotizado–, y el maestro de las armonías cromáticas pintó el retrato en tres días. El cliente se negó a pagar la considerable suma acordada, alegando que era una retribución excesiva por solo tres días de trabajo, y fueron a los tribunales. El juez le preguntó a Whistler cuánto tiempo le había llevado hacer el retrato, y él contestó: “He tardado tres días en pintarlo y toda una vida en llegar a poder pintarlo en tres días”. Naturalmente, el ricachón tuvo que pagar el cuadro y las costas del juicio».

El martes pasado (24/02/09), Fernando Rodríguez publicaba en su blog «En el disparadero» un post titulado: «Sobre los Planes de Rescate y sus Implicaciones . Acerca de un Puzzle con Múltiples Soluciones» en el que hablaba de la situación económica actual. No entraré en el «fondo» del artículo sino en la «forma». De manera muy gráfica y sencilla explicaba sus argumentaciones haciéndolas comprensibles. Le felicité por ello.

Nuestro querido Leopoldo Abadía, el profesor de la «Crisis Ninja» –aquí hemos hablado de él (ver post: «Una explicación sencilla al caso Madoff», 23/12/08)– no se ha hecho famoso por saber mucha economía –seguro que hay otros que saben más– sino por hacerla accesible a todo el mundo, al ciudadano de a pié que lo que le preocupa es la parte pragmática de la economía; es decir, si va a poder pagar su cuota mensual de la hipoteca, si llegará a final de mes, etc.

Hace poco Guillermo Perry, Economista Jefe del Banco Mundial para Latinoamérica y Caribe (1996–2007) me decía: «La capacidad de liderar e influir se basa mucho más en tener ideas claras y en saberlas exponerlas, que en la posición que se ocupa o en el respaldo político o económico que se tiene». Hay mucha gente (demasiada) que hablan para sí mismos y no para los demás. Siempre he creído que algo que falla a menudo en cualquier disciplina es «la pedagogía de la comunicación» que no es otra cosa que ser capaz de transmitir algo de manera sencilla y con naturalidad, sin necesidad de frases rimbombantes cargadas de abalorios y lentejuelas.

Por desgracia, en muchas ocasiones se confunde sencillo con fácil. En mi experiencia la sencillez es sólo una facultad de los más grandes, de aquellos que tienen una mirada tan amplia de la jugada que saben bajar las cosas al terreno sin elucubraciones metafísicas. El barroquismo es propio de aquel que todo lo adoba de glamour porque en el fondo está necesitado de reconocimiento. Es débil e inseguro y necesita parecer que está un poquito más arriba que el resto.

En el post citado («La ciencia es la única noticia») se dice también: «A los quince años dibujaba como Miguel Ángel, y he tenido que llegar a viejo para dibujar como un niño» (Picasso). En resumen: brevedad, claridad y sencillez, y a poder ser unas gotas de humor, claves para comunicar. Piense siempre en su audiencia no en Vd. mismo.

4 comentarios:

Pedja dijo...

Gran post Paco, me ha encantado. La sencillez cualidad básica. Si hablo de lo que sé soysencillo y claro, incluso breve si no tengo ni idea, caigo en el barroquismo, es totalmente cierto. Un gran post, enhorabuena, un abrazo.

FAH dijo...

@Pedja. Gracias. En breve nos vemos en Londres. un abrazo.

Fernando dijo...

Muchas gracias, Paco, por citarme en el post. Me ha encantado, como todo lo que escribes.

Estoy muy de acuerdo con tu reflexión.

Un fuerte abrazo

FAH dijo...

Un placer, fernando. gracias a ti por pasarte por aquí. un abrazo.

Publicar un comentario en la entrada