«Tu capacidad de aprender es tu principal activo y la mejor forma de aprender es de ‘los mejores’»   |   www.aprendiendodelosmejores.es        «El futuro no existe, es sólo un resultado, el resultado de lo que hacemos cada día»   |   www.tufuturoeshoy.com

lunes, 20 de abril de 2009

¿Qué es lo más difícil de ser líder y ocupar un puesto de responsabilidad?

En mi libro “Who´s Who en el Management Español” les pregunté a 14 expertos en management la siguiente pregunta: ¿Qué es lo más difícil de ser líder y ocupar un puesto de responsabilidad? Éstas fueron sus respuestas:

José Aguilar López. Socio–Director de MindValue: “Son dos cosas muy distintas. El líder lo es porque los demás lo reconocen; el que ocupa puestos de responsabilidad se encuentra ahí porque alguien (desde arriba) le dio ese poder. Con frecuencia, para quien entiende su función desde la perspectiva del liderazgo, lo más difícil es incrementar y renovar continuamente esa capacidad. Para quien se limita a ocupar un puesto de responsabilidad, lo más difícil es mantenerse en él y no perder cuota de poder”.

Mario Alonso Puig. Top Ten Management Spain: “La soledad inicial y muchas veces la incomprensión. Nuestra sociedad muchas veces no favorece para nada el liderazgo. El líder no puede estar atascado en una visión a corto plazo. Hoy no se vive de una forma rápida sino de una forma precipitada. Si la comunicación es clave en el liderazgo, cuando se vive de forma precipitada no suele haber tiempo para invertir tiempo en ella”.

Santiago Álvarez de Mon. Profesor IESE Business School: “Encontrar la soledad activa. El líder no puede refugiarse en el rebaño. Somos seres sociales pero me da miedo los líderes que confunden la comunidad o el equipo con la tribu. Yo no puedo construir nada valioso si no disfruto de la singularidad de cada individuo. Saborear el silencio, conocerme y gestionar soledades, me parece clave. Los líderes que se enfrentan a las causas del conflicto pueden sufrir a corto plazo soledades. El líder tiene que ser fuerte, no puede tener una personalidad débil, insegura, porque se adocena y refugia en la masa. El test, al final, es el siguiente: la persona, su soledad y misterio, o la masa; aunque sabiendo que el individuo trabaja en sociedad”.

Eduardo Bueno Campos. Catedrático Economía Empresa UAM: “Saber entender las posiciones ajenas y comprender a las personas que le rodean en toda su complejidad o dimensiones”.

José Manuel Casado. Socio de Human Performance de Accenture: “Hay más de una cosa, ya que dirigir tiene muchos privilegios, pero también muchas servidumbres. Significa en un gran número de ocasiones hacer lo que debes hacer aunque no te apetezca; implica poner las obligaciones por encima de las devociones. Por otra parte, creo que es muy difícil darse cuenta de que cada uno de nosotros tiene un filtro a través del cual interpretamos la realidad. Este filtro, que está conformado por nuestra educación, experiencia, valores, etc. es el que nos da una imagen de la realidad en función de la cual actuamos de una u otra forma. Además, este filtro es “negativo” (tenemos tendencia a ver lo malo más que lo bueno) y es “inconsciente” (actúa sin avisarnos y sin que nos demos cuenta). Suelo decir que nuestras imágenes dictan nuestros comportamientos, y tener esto presente creo que es muy difícil para cualquier líder”.

Juan Carlos Cubeiro. Director de Eurotalent: “Depende de cada circunstancia. Para los directivos más orientados a las personas (más “colegas”) lo difícil suele ser dar malas noticias y tomar decisiones impopulares. Para los más emprendedores, lo difícil suele ser acercarse a sus colaboradores, mostrarse más humanos. Para los directivos más carismáticos, más dedicados al diseño estratégico, lo difícil suele ser bajar a la arena, para lo bueno y para lo malo”.

Nuria Chinchilla. Profesora IESE Business School: “Ser líder no viene dado por el puesto de responsabilidad. Lo segundo es simplemente el poder formal que te confiere el puesto directivo: la misma cantidad para todos los directivos en un mismo nivel. Con el poder sólo se llega a mínimos de cumplimiento: lo exigible según el manual de funciones. El liderazgo tiene que ver con la autoridad moral o confianza que has generado en tus colaboradores a través, precisamente, del uso del poder. Es el grado de influencia que tienes sobre ellos. A través del liderazgo se llega a poder pedir máximos. Lo más difícil es saber usar el poder de modo ejemplar, no de modo abusivo, ni con acepción de personas y, por supuesto, no dejar de usarlo cuando es de justicia hacerlo”.

Javier Fernández Aguado. Presidente de MindValue: “No perder el sentido común. No es infrecuente que el líder, por voluntad propia o por inercia, se vea rodeado de una cohorte de lagoteros. Es fundamental superar la tendencia a aceptar la alabanza ajena como merecida. Tener alguien cerca que nos recuerde permanentemente que hemos de seguir mejorando es esencial. Y, por supuesto, escucharle cuando nos diga lo que no nos guste escuchar. Los emperadores y generales romanos, en sus llegadas triunfales a Roma, contaban con alguien que les repetía: ‘memento mori’. Todo directivo, y cuanto más arriba se encuentre con mayor motivo, debería tener alguien así cerca, y… escucharle”.

Salvador García. Profesor de la Universidad de Barcelona: “El desgaste emocional y ético”.

Luis Huete. Profesor IESE Business School: “Evitar un cierto engreimiento que se manifiesta en no ver los defectos propios y en rodearse de gente que te adula”.

Alfonso Jiménez. Socio PeopleMatters: “Hacer las desvinculaciones bien”.

José María Ortiz. Universidad Francisco de Vitoria: “Pensar que uno está solo y no tiene en quien confiar. Es como una espiral, que lleva a una percepción solipsista. Las experiencias se acumulan, y corroboran la presunción de que quienes deberían hacer lo que les digo no lo hacen, y quienes me rodean no terminan de entenderme. Si se presupone también que los demás, como uno mismo, están ahí para mantenerse en sus cuotas de poder y defender sus posiciones con uñas y dientes, la conclusión es demoledora: estoy solo, no puedo fiarme de nadie. Por eso, tristemente, muchos procesos de coaching para líderes comienzan con confidencias de este estilo: mira, te cuento todo esto porque tú vienes de fuera, y no tienes nada que ganar ni que perder. Lo más difícil es convencerse de que si no me entienden, o si no hacen lo que espero, es porque no me explico suficientemente bien o no tengo razones; y que en cualquier caso, mi misión, lo que justifica mi posición, es mejorar nuestra posición en el mercado y no mi posición en la organización”.

Álex Rovira. Co-autor de "La buena suerte": “Mantener la capacidad de dar dirección y sentido, o dicho de otra manera, no perder el norte, el sentido común, la visión de la realidad. La vanidad y sus derivadas acostumbran a ser los talones de Aquiles de los grandes líderes”.

Fernando Trías de Bes. Profesor de ESADE Business School: “El hecho de que hay que tratar con personas. Las personas no son máquinas, son almas con sentimientos, objetivos en la vida, problemas personales… Es un activo con el que no pueden hacerse planes sin encontrarse con que al cabo de un tiempo ese activo debe abordarse de una forma diferente por cualquier circunstancia de su vida”.
                                                                                                                                                 

«APRENDIENDO DE LOS MEJORES» en: | Amazon.es Casa del Libro FNAC |

Pulsa para ver| Vídeo Book-Trailer  Dossier de Prensa – Twitter Opina | 
                                                                                                                                                 

9 comentarios:

Pedja dijo...

Mememto mori, qué bueno. Es muy fácil aceptar el halago ajeno. En cambio es muy difñicil ser comprensivo con los demás- Para mi eso es lo más difícil de ser líder. saber tratar a los demás de la forma justa y desigual porque no a todos hay que tratarles de la misma forma. Buen post, Paco, enhorabuena, un abrazo.

FAH dijo...

@pedja. has dicho una de las cosas más importantes: ser justo (o diría mejor, intentar ser justo) que es una de las cosas más difíciles. Además ser justo teniendo en cuenta la individualidad de cada persona lo que implica "ser justo tratando de manera distinta a cada cual y sin que lo perciban como favoritismo el resto". thank you. abrazo.

José Miguel Bolívar dijo...

Muy buenas. Todas y cada una de ellas. Sin desperdicio.
Para mí la cualidad más importante de un lider es la autenticidad.
JM

FAH dijo...

@josé miguel. autenticidad, fantástico. Te recomiendo un artículo: "Autenticidad: el primer deber de un directivo" de Santiago Álvarez de Mon, profesor del IESE Business School. un abrazo.

Segundo A. Pérez dijo...

Sinceramente me parece que se exagera lo relacionada con la necesidad de desarrollar "liderazgo".
Desde una Ética fundamentada en Principios (con letra mayúscula), lo que las personas "mostramos" no es otra cosa que HUMANIDAD.
Cuando se tiene que trabajar el liderazgo, es lo mismo que decir, tener que trabajar la falta de humanidad, de principios, de conocimiento en definitiva de quién es uno. No se puede dar lo que no se tiene.

Un abrazo.

Segundo A. Pérez dijo...

Sinceramente me parece que se exagera lo relacionada con la necesidad de desarrollar "liderazgo".
Desde una Ética fundamentada en Principios (con letra mayúscula), lo que las personas "mostramos" no es otra cosa que HUMANIDAD.
Cuando se tiene que trabajar el liderazgo, es lo mismo que decir, tener que trabajar la falta de humanidad, de principios, de conocimiento en definitiva de quién es uno. No se puede dar lo que no se tiene.

Un abrazo.

FAH dijo...

@Segundo A. Pérez. Gracias por pasarte y participar. Coincido contigo, el liderazgo es algo más cotidianos, sencillo y normal de lo que nos quieren hacer ver. Existe mucho liderazgo de vitrina que no corresponde con la realidad. El liderazgo es la aplicación de valores y humanidad orientados a la consecución de resultados. Un abrazo.

Anónimo dijo...

Me cuelo aquí sin nombre y apellidos, para dar mi opinión: ¿lo más difícil? ocupar un puesto DE FORMA responsable, o ¿es que existen puesto SIN responsabilidad?
Señores, permitanme un comentario: bajen sus alegatos a galeras, que la necesidad de una buena estructura organizacional en cualquier empresa requiere que TODOS hablemos el mismo idioma: Responsabilidad para con mi puesto, y cuando uno es responsable, y consciente puede llegar a liderar. Lo demás es demagogia.
Un afectuoso saludo,
M.

FAH dijo...

@anónimo. estoy de acuerdo contigo. La responsabilidad existe en cualquier puesto. Quizás hubiese sido más preciso hablar de "ocupar un puesto con poder o capacidad de decisión". Gracias. Un abrazo.

Publicar un comentario en la entrada