El sábado 27 de mayo (13 a 14.30 horas) y el sábado 10 de junio (12 a 14 horas) estaré en la caseta 266 (Deusto/Planeta) de la Feria del Libro de Madrid firmando ejemplares de #AprendiendoDeLosMejores y #TuFuturoEsHoy

viernes, 8 de mayo de 2009

Cuanto más grande es el caos, más cerca está la solución

Es un proverbio chino que puede parecer una paradoja pero que esconde una verdad como un templo. “Si un problema no tiene solución, agrándalo”, decía Eisenhower; o “logra la liberación a través de los trastornos”, aseguraba un viejo maestro. Para Einstein “la necesidad y el hambre son los motores de cambio de la humanidad”. Muchas veces lo mejor que nos puede pasar es aquello que jamás hubiese deseado que nos ocurriese, porque es entonces a partir de ese momento cuando se inicia el cambio.

Aunque suene duro decirlo, habitualmente el hombre sólo cambia cuando todo tiembla alrededor, de otro modo es capaz postergar sus decisiones y seguir en una sensación de insatisfacción permanente (aunque controlada, y ése es el problema) para evitar dar un golpe de timón a su vida. Sólo cuando las circunstancias nos ponen en situaciones límite solemos hacer aquello que deberíamos haber hecho cuando las aguas estaban calmadas.

La adversidad como "oportunidad" (recomiendo el libro "Desde la adversidad", de Santiago Álvarez de Mon) es a veces nuestra mejor aliada para sacarnos del aletargamiento que tanto dolor nos produce pero al que no tenemos agallas de plantarle cara.