El sábado 27 de mayo (13 a 14.30 horas) y el sábado 10 de junio (12 a 14 horas) estaré en la caseta 266 (Deusto/Planeta) de la Feria del Libro de Madrid firmando ejemplares de #AprendiendoDeLosMejores y #TuFuturoEsHoy

jueves, 9 de diciembre de 2010

Frases célebres de niños

En alguna ocasión he dicho que los niños son los grandes genios de la vida: por su sentido lúdico, por su curiosidad, por su capacidad de gestionar el error, por su habilidad para negociar, por su creatividad… Aquí hemos dedicado varios posts como Esos locos bajitos (09/04/08) o Los niños, grandes maestros (12/03/08) o Cosas de niños: creatividad infinita (25/09/07) o Errar y aprender: el ejemplo de los niños (25/10/10). Creo que los niños atesoran mucha sabiduría o al menos están mucho más cercana a ella que los adultos que son demasiado previsibles, lineales y racionales: "No dejamos de jugar porque envejecemos sino que envejecemos porque dejamos de jugar".

Hace no mucho leí el libro Frases célebres de niños, un libro del programa de Cuatro de El Hormigero, de Pablo Motos, en el que se detallan frases escuchadas a niños. Prácticamente todas (y son muchas) son buenas. Sólo detallo algunas.

*************

Alejandro (5 años) todos los días le quitaba dinero a su padre de la cartera. Un día, el padre le pilló y le preguntó: “¿Qué haces? ¿Me estás robando?”. Alejandro respondió: “No lo estoy robando, me lo estoy encontrando”.

*************

Un día Charlie (7 años) dijo: “Las ovejas dan lana, las vacas dan leche y los cerdos dan mierda que son los chorizos”.

*************

María (6 años) iba por la calle con sus padres. Cuando iban a cruzar por el paso de peatones, el guarda de tráfico les mandó pasar después del toque del silbato y María dijo: “Qué majo el árbitro que nos deja pasar”.

*************

Pablo (4 años) llegó de clase un día, y muy contento le dijo a su madre: “Mamá, que se cómo llaman a los cataplines. Me lo han dicho en el colegio: Se llaman tentáculos”.

*************

Un día Juana (5 años) intentaba ponerse las zapatillas sola, y le preguntó su madre: “¿Ésta en qué pie va?”. La madre contestó: “En éste”. Y la niña dijo: “Vale, el otro no me lo digas”.

*************

Carlos (6 años) estaba en una cafetería con sus padres. Se acercó un señor mayor que conocían y le dijo a Carlos: “Qué majete es éste Carlos. Cuando te cases me tienes que invitar a la boda”. Carlos se quedó mirando fijamente y le dijo: “Eso no va a poder ser”. El hombre le preguntó: “¿Por qué?”. Y Carlos respondió: “Porque tú vas a estar muerto”.

*************

Paula (4 años) fue con su madre a la peluquería, donde todo el mundo le hacía carantoñas. La peluquera le preguntó: “¿Cuándo cumpliste los 4 años?”. La niña seria le respondió: “Cuando se me acabaron los 3”.

*************

Cuando nació su hermana Sara, una amiga de Roberto (4 años) fue a visitarla al hospital, y él la dijo: “Ven mira, puedes tocarla, que no muerde”.

*************

En casa de unos amigos de sus padres siempre tienen gominolas. Cuando van a verlos, su madre siempre le insiste: “Está muy feo eso de pedir, tienes que esperar a que te las ofrezcan”. Así que Teo (3 años), un día al llegar a casa de sus amigos, preguntó: “¿Me ofrecéis unas gominolas?”.

*************

Un día hablando de su profesora Carmen, Martina (4 años) dijo: “Carmen es tan buena, es tan buena… como una patata frita”.

*************

Su madre le preguntó: “Carlos, para la comunión, ¿qué prefieres vestirte normal o de marinerito?”. Y Carlos (5 años) contestó: “¿Y no puedo vestirme de Batman?”.