«Tu capacidad de aprender es tu principal activo y la mejor forma de aprender es de ‘los mejores’»   |   www.aprendiendodelosmejores.es        «El futuro no existe, es sólo un resultado, el resultado de lo que hacemos cada día»   |   www.tufuturoeshoy.com

martes, 10 de mayo de 2011

El sentido de la vida es sentir

En más de una ocasión hemos hablado aquí sobre el sentido de la vida. Por ejemplo, en el post: ¿Tiene o no tiene sentido la vida?, donde la distintas personas que han pasado por el Homenaje a los Blogueros dan su opinión sobre la cuestión. Es un tema que muchas personas se plantean, porque a veces el "vacío existencial" es grande y la gente se siente desorientada.

El otro día Mertxe Pasamontes (@mertxe) también escribía en su blog sobre esta cuestión en su post: ¿Le encuentras sentido a la vida? Además hacía referencia al excelente artículo de la escritora Rosa Montero titulado: Los héroes también se suicidan. Allí la escritora apuntaba: "Cuando nuestras células se relajan, nuestro cerebro no encuentra razones para seguir viviendo".

Parece que el sentido de la vida no está relacionado con una vida comodona y fácil, sino como ya advirtiese Viktor Frankl en El hombre en busca de sentido, "con el tener una causa por la que luchar", un reto que en el que se mezcla la pasión con la disciplina, el esfuerzo con el reto. Me lo decía una vez José Antonio Marina:"Todo lo que hacemos los humanos es buscando la felicidad, que es la armoniosa satisfacción de nuestras dos grandes necesidades, que son contradictorias: la primera, es que necesitamos disfrutar; es una necesidad de seguridad, de comodidad, de tranquilidad...; y la segunda, que va en sentido contrario, es que necesitamos crear algo; es una necesidad de explorar, arriesgar, progresar, que se me valore... Ambas van en direcciones opuestas: cada vez que tengo crear algo prescindo de la comodidad".

Hace algunas semanas, en el post Atrapa tu sueño, hablábamos del libro con el mismo título. En esa obra los dos protagonistas, Hermanm y Candelaria, afirman: "El sentido de la vida es sentir". Me gustó mucho esta definición, porque como hemos apuntado en otras ocasiones, los sentimientos son el lenguaje del alma. Ya lo resaltamos en una fotografía: "No queda mucho por hacer... queda mucho por sentir". Lo mismo que destacaba Kahlil Gibran: "Cuando llegues al final de lo que debes saber, estarás al principio de lo que debes sentir".

Y para sentir, hoy os dejo la banda sonora de John Barry en una película excelente: Una proposición indecente (1993), con Robert Reford y Demi Moore además de Woody Harrelson; una cinta con mucha miga de la que hemos hablado ya aquí:


* No te pierdas en el Blog de Fútbol: Fenómeno de Fenómenos (@fenomdfenom) el post: La entrañable historia del Panyee FC, cortesía de @pedropedja.
                                                                                                                                                 

«APRENDIENDO DE LOS MEJORES» en: | Amazon.es Casa del Libro FNAC |

Pulsa para verVídeo Book-Trailer y Dossier de Prensa
                                                                                                                                                 

4 comentarios:

Fernando López Fernández dijo...

Hola Francisco:

El que no siente, no vive. Gran post. Por cierto, utilicé esta misma música para cerrar uno de mis cursos de cine y turismo.
http://youtu.be/tfcp9mdODQE
un abrazo

FAH dijo...

@Fernando López Fernández. Gracias x la referencia. Fantástico vídeo. Abrazo.

Fernando dijo...

Está todo dicho, Paco, en tu post y en el comentario de Fernando. Me uno a las felicitaciones y lo suscribo plenamente.

Un fuerte abrazo

FAH dijo...

@Fernando. Gracias. Es importante las "vivencias"... Los poetas mueven el mundo, decía un clásico. Abrazo.

Publicar un comentario en la entrada