«Tu capacidad de aprender es tu activo más valioso, y la mejor forma de aprender es ‘aprendiendo de los mejores’» | www.aprendiendodelosmejores.es

jueves, 21 de junio de 2012

Saca ventaja de la pereza

Hace algunos días escribí un post titulado: La ventaja competitiva de la notoriedad. Allí decíamos que a veces el auténtico valor diferencial puede no estar en lo que ofreces (contenido), en cómo lo ofreces (continente) o en lo que haces sentir (emociones), sino  en tu visibilidad y notoriedad.

Allí pusimos el caso de la empresa de joyería TOUS y su éxito en Latinoamérica frente al fracaso en otras plazas de referencia como Nueva York, París o Tokio. Como me contaba Salvador Tous, la causa de la buena acogida al otro lado del Atlántico es que allí la publicación de referencia es el ¡HOLA!, y cuando desembarcaron, todo el mundo les conocía en comparación con otras ciudades con mucha mayor competencia y con un total desconocimiento de la marca por parte del público.

Y es que el simple hecho de tener notoriedad y visibilidad ayuda mucho. No nos referimos a vender humo (la mentira tiene las piernas cortas), pero la experiencia dice que hay mucha gente (y empresas) con mucho talento cuyos resultados son bastante pobres por falta de visibilidad y notoriedad. El mejor "talento" no es siempre el que consigue mejores resultados.

Y esto es así por una cuestión: la visibilidad y la notoriedad permiten responder con eficacia a algo muy común en el ser humano: la pereza. Por ejemplo. Si tienes un problema de fontanería en tu casa, no te dedicas a hacer un benchmarking de los fontaneros de tu ciudad para saber cuál es el mejor. Inmediatamente llamas a tu madre, o a tu hermana, o a tu amigo, para preguntarle si conoce alguno de confianza.

Buscas el camino más corto (cercanía) con el objetivo de tener una solución inmediata (rápida). Así funcionamos en muchos (no en todos) los aspectos de la vida. Por eso, tener visibilidad puede ayudarte mucho. Somos perezosos a la hora de buscar alternativas y con bastante frecuencia cogemos el camino que más a mano tenemos. A veces incluso nos engañamos porque preferimos la rapidez a la calidad.

Otro ejemplo. Los periodistas a menudo trabajan en las redacciones con prisas. Tienen que hacer reportajes y buscan a especialistas del tema para informarse. Muchas veces no llaman a los "mejores", sino a los más dispuestos y accesibles. Tienen que sacar el trabajo adelante, por eso, si eres una persona que contestas rápido a sus preguntas y les facilitas el trabajo, te llamarán a menudo. Con frecuencia no les interesa el "genio", por muy bueno que sea, pero que es difícil de localizar por teléfono o por mail, y que responde demasiado tarde o no responde y hace perder el tiempo.

Pero esto mismo ocurre en otras muchos ámbitos de la vida. Muchas veces se tira de aquello que más a mano se tiene. Y esto hace que muchas veces podamos aprovecharnos de la pereza (y la procastinación) para sacar ventaja.

Habitualmente se dice que la gente no es tonta, aunque luego da la sensación de que es fácilmente maleable. Hablando de este tema, le preguntaba en cierta ocasión a Risto Mejide (@ristomejide) qué pensaba él como publicista de esta cuestión:

¿Somos muy inteligentes o muy manipulables?

Y me decía:

Creo que no es incompatible que alguien sea muy inteligente con que sea manipulable. Lo que pasa es que tendemos a ser muy vagos...

Ese es el quid en muchos aspectos. Somos perezosos para casi todo (y también procastinadores natos en muchas cosas). Nos gusta buscar el camino más rápido para tener la solución más rápida. No pensar. Lo fácil, lo más cómodo. Además, hoy día, donde todo exista a gran velocidad y donde existe multitud de ofertas para todo (relee el post El pragmatismo nos hace más felices), la gestión de prioridades es esencial.

No lo olvides: si armas ruido, si te haces notar, si facilitas a la gente que te tenga a mano... es probable que tengas más éxito que otro con más talento pero que pasa muy desapercibido. Pero no vendas humo. Eso es otra cosa.

* Puedes ya descargarte el Ebook sobre Coaching y Liderazgo: Crecer en Valores en el que hemos participado varias personas para el Congreso Nacional de Coaching y Liderazgo (25 y 26 mayo).

* Hoy en Libros de Management (@librosdemanagem) puedes ver una interesante Entrevista a José Manuel Chapado (@jmchapado), Socio Director de ISAVIA y autor de Vértigo.
                                                                                                                                                                  

«APRENDIENDO DE LOS MEJORES» en: | Amazon.es Casa del Libro FNAC |
                                                                                                                                                                 

2 comentarios:

Katy dijo...

Creo que no tuve, ni tengo ni tendré éxito porque soy una de las personas menos perezosas que hay. Y no te creas, cuando lo soy es porque me esfuerzo en serlo.
Así es que en casa soy la "chica para todo". Tu puedes me dicen dese que nací.
Voy a ver si trabajo más esta
área :-)
Un abrazo

FAH dijo...

@Katy. gracias, jaja... es que tú, como algunas personas, eres especial... no estás en "la masa"... Felicidades por dominar a la pereza. Abrazo.

Publicar un comentario en la entrada